Tú, Otro, mi caricatura, mi modelo, los dos. (Paul Valéry)

martes, 25 de noviembre de 2014

En LA CASA ENCENDIDA: "Metamorfosis. Visiones fantásticas de Starewitch, Švankmajer y los hermanos Quay"









En LA CASA ENCENDIDA: "Metamorfosis. Visiones fantásticas de Starewitch, Švankmajer y los hermanos Quay"


“Abandónate completamente a tus obsesiones. Al fin y al cabo, no tienes nada mejor. Las obsesiones son legado de la infancia. Y es precisamente de los abismos de la infancia de donde provienen los tesoros más valiosos”.
(Jan Švankmajer)







“Comisariada por Carolina López Caballero, experta en animación, la muestra presenta en profundidad la obra de estos cuatro cineastas con un universo común en el que conviven la inocencia, la crueldad, la voluptuosidad, la magia y la locura.

Junto a su trabajo, ppueden verse obras de otros autores como Goya, Ensor, Kubin, Arcimboldo, Méliès y Buñuel, referentes para Jan Švankmajer y los hermanos Quay.

Aunque poco conocidos por el gran público, estos cineastas han sido y son enormemente influyentes en varios ámbitos de la creación contemporánea siendo referentes, entre otros, de los realizadores estadounidenses Tim Burton y Terry Gilliam. Por primera vez, la obra de estos cuatro artistas se presenta en profundidad poniendo de manifiesto el diálogo explícito que mantienen: los estadounidenses hermanos Quay (1947) se reconocen admiradores del checo Jan Švankmajer (1934) y los tres beben de la obra del pionero del género, el ruso Ladislas Starewitch (1882-1965), pionero de este género.

La experiencia Metamorfosis, la exposición y sus actividades paralelas propondrán una reflexión en torno a la dualidad curiosidad/conocimiento y al nuevo papel de lo marginal en la creación contemporánea”.







“Desde siempre me he sentido atrapado por los grandes santos del panteón de la imaginación. Los pilares en mi camino han sido Sade, Poe, Arcimboldo y Lewis Carroll”

(Jan Švankmajer)









Y hasta ahí el folleto. Yo es la primera vez que oigo hablar del autodidacta artista ruso: Ladislas Starewitch. Y, todo sea dicho, de los hermanos norteamericanos y el checo que completan la terna. Y por supuesto también es la primera ocasión en que puedo disfrutar de su estupenda e inenarrable obra. Y curiosamente también de una especie de “making of” en la que podemos observar con todo lujo de detalles cómo realizaban esas pioneras y extraordinarias películas de animación. Foto a foto manipulando concienzuda y pacientemente el movimiento y la expresión de cada una de las figuras figurantes; el trabajo, miles de fotos, de toda una jornada daba para producir seis segundos de película.






«Recuerdo ahora, que en todo lo que presencié con el ojo de mi fantasía, el movimiento era la idea principal. Por ello no vi ningún objeto inmóvil, una casa, una montaña o algo semejante; molinos de viento, barcos, pájaros enormes, globos, jinetes a caballo, carruajes que avanzan frenéticamente y objetos móviles similares se sucedieron en interminable procesión».
(E. A. Poe, Arthur Gordon Pym).








La expo muestra los muñecos, las marionetas, los bichos y diablos antropomórficos, los pequeños y no tan pequeños escenarios, junto a fragmentos de las películas de los cuatro artistas… y muy bien acompañados por cierto de obras de Goya, Grandville, Kubin, Kafka, Ensor, Arcimboldo, Bruno Schulz, Méliés… y un sinfín de piezas moldeables “no preexistentes” extraordinarias en su composición de ilusión y realidad, algún Golem metamorfoseado en osito de peluche bien dotado, y, entre otras indescriptibles especies, grotescos bicharracos inanimados que componen un abarrotado, caótico, sugerente, mágico, germinativo y extravagante “gabinete de las maravillas -Alicia y los suyos no podían faltar y también andan por aquí- de la imaginación”.

Esta exposición me reconcilia en cierta forma  con la programación de LA CASA ENCENDIDA, que suele fallar más que una escopeta de feria. En fin, no por eso dejo nunca de visitar los basureros. De vez en cuando entre tanta porquería…


ELOTRO

***

“…estoy dispuesto para todas las sorpresas, lo cual significa que ya las veo venir”.
(Franz Kafka)



***

No hay comentarios:

Publicar un comentario