Tú, Otro, mi caricatura, mi modelo, los dos. (Paul Valéry)

domingo, 21 de julio de 2013

Breves y brevas





Tira de carreta…

Se trataba de una mujer dotada de una apariencia física fantástica, al primer golpe de vista, sin desmerecer el resto, llamaba especialmente la atención una tremenda pechera, un inmenso mostrador… quiero decir enormes senos, grandes tetas marcando enhiestos pezones… y claro, como resulta fácil concluir de las magnitudes reseñadas, con gran capacidad pulmonar. Llegados ahí, es de cajón que necesitada de aire, consumidora de mucho aire, cantidades ingentes, en definitiva: era una acaparadora, sin miramientos, de oxígeno. Así que, a su vera, a su lado, dentro y alrededores… solo ella salía airosa… y a ti, te sobraban, te desbordaban mamas y pezones y, además, te faltaba aire, te sofocabas, te daban ahogos, te asfixiabas… y así, ¡pa’qué tanta teta ni tanta teta!, no hay quien viva pisha, ni quien goce ni quien pueda respirar…

ELOTRO


***

No hay comentarios:

Publicar un comentario