Tú, Otro, mi caricatura, mi modelo, los dos. (Paul Valéry)

sábado, 8 de junio de 2013

Apuntaciones sueltas




“No creas, alma mía, en la vida eterna;
trata de agotar el campo de lo posible.”
(Píndaro)

Nunca estuvimos al corriente de lo que sucedía y seguimos sin estar al corriente de lo que sucede… y, ¿qué sucede? lo corriente…

-¿Qué ocurre?
-Nada.
-¿La Nada sigue su curso?
-Va y viene.
-¿Se columpia en el vacío?
-Me lo has preguntado millones de veces. Respondo lo mismo, Nada. Ni vacío.


¿Cómo ha podido llegar la naturaleza silvestre a estropearnos el paisaje?

Pasa Nada como si no pasara Todo.

Se oyó un sonoro silencio… hasta que se rompió. Supongo que había adelantado demasiado. O demasiado poco. O más que de costumbre.

Hace años que quiere reconciliarse consigo mismo pero nunca encuentran hueco en sus agendas.

Cuando la certeza cayó derribada y se hizo añicos, cada uno de sus fragmentos resultó ser una duda.

Aparte de todo, ¿va todo bien?

El medio ya no es el mensaje, es la trinchera desde la que nos están aniquilando.

“Lo real” forma parte de  una representación, como la vida real que no se deja ver y que se revela simplemente como no-vida ausente.

El espectador ya no mira, ve ni distingue nada que “no-exista” fuera de los límites de la pantalla. Su atención desatiende la inexistencia. En el sitio.

La expropiación de la mirada, su desposesión,  produce un tipo de sordera visual que se erige, precisamente, sobre esa sólida base de ceguera inducida.

Un “triunfador” es aquél que manda recoger del suelo y amontonar  la autoestima de los demás y, a continuación,  que a él le aúpen encima.

ELOTRO


***

No hay comentarios:

Publicar un comentario