Tú, Otro, mi caricatura, mi modelo, los dos. (Paul Valéry)

viernes, 13 de enero de 2012

Algo así no debe de salir del tintero, pero…







Hay quien finge sus suicidios cansado de  fingir sus vidas.

***

La necesidad del zigzag en aquella inmensa explanada es un misterio con el que preferí apechugar, y santas pascuas.

***

Nada de nada no es tan fácil de callar.

***

¿Reparará la caligrafía la ilegibilidad de la escritura bloguera?

***

Aguzando el oído se ve mejor lo que nos espera.

***

A la larga acabarás desentendiéndome y se acortará.



***

Si mencionamos el grosor o la largura insuficiente, estamos  hablando de atributo o de cualidad, pregunto.

***

Durante años de sesiones nunca pude interpretar sus sueños, tampoco sus ronquidos.

***

Aquí, en el campo, la rutina se auto cultiva sola. Es la monótona usanza de estos desganados pagos.

***

Lo que más por culo me da es que lo llames estímulo literario.

***

Es verdad la ambigüedad de la verdad, ¿verdad?

***

La vida de los currelas es una grandísima estafa, pero de poca monta.

***

No se debe a la asombrosa hazaña de haber leído tres libros (uno de ellos tocho), aun siendo éste a todas luces un dato relevante,  lo que convierte a nuestros amigos expertos en el manejo de la lengua en estúpidos, presuntuosos, soberbios, altaneros, insolentes, envarados, engreídos, chulos o petulantes, no. Es más bien la certeza que adquieren cuando conocen que la mayoría no ha leído ninguno, o casi. Ese enorme y trascendental “dato”, ese ventajoso desequilibrio de fuerzas, es  el que les excita, inflama, abrasa y dilata el otrora mohíno ojo del culo. Y no digamos cuando se trata de un espécimen “ganador” que, ¡¡además!! y como capital contribución a la cultura universal, ha escrito “algo” y publicado “algo”, y ahí no termina la cosa si, a más a más, el pelanas ha sido nominado, elegido, seleccionado, designado o premiado…en estos casos extremos sería imperdonable no poner en práctica inmediatamente aquel principio de la educación física que reza: “el movimiento se demuestra huyendo”. Y no mirar atrás ni por toda la sal del mundo.

ELOTRO

***

2 comentarios:

  1. Bonitas, citas y bonito cartel de Pessoa.
    ¡Qué grande Pessoa!
    “En la vida de hoy, el mundo sólo pertenece a los estúpidos, a los insensibles y a los agitados. El derecho a vivir y a triunfar se conquista hoy con los mismos procedimientos con que se conquista el internamiento en un manicomio: la incapacidad de pensar, la amoralidad y la hiperexcitación.”
    "El libro del desasosiego". Bernardo Soares (Fernando Pessoa)

    ResponderEliminar
  2. Con esa lucidez que tenía Pessoa como para no vivir en el desasosiego…

    Un saludo

    ResponderEliminar